Miguel Montero.

PHOENIX - Después de luchar mucho para por fin entrar en ritmo al bate, el receptor de los Diamondbacks, Miguel Montero, no quiere días libres.

"Obviamente estoy tratando de sentirme mejor en el plato y tengo que aprovechar eso", dijo el venezolano. "Nunca quiero un día libre y punto, pero ahora de verdad estoy pidiendo que no me lo den, porque me siento mejor en el plato y simplemente quiero continuar eso. Si me dan un día libre, podría retroceder un poco.

El manager de Arizona, Kirk Gibson, complació a Montero el miércoles para un juego de día el miércoles, luego de un compromiso la noche anterior.

Con los Diamondbacks libres tanto el jueves como el lunes, Montero tendrá su descanso.

Después de tocar fondo con promedio de .180 a partir del 19 de mayo, Montero subió a .225 antes de irse de 3-0 el miércoles vs. los Marlins y bajar a .222.

Antes del cierre de la serie de Arizona contra Miami, el caraqueño bateaba .361 con porcentaje de embasarse de .400 en sus 40 veces anteriores en el plato.

"Me siento cada vez mejor-espero seguir así", dijo Montero.